Sin duda, es uno de los fichajes que más expectación e ilusión ha creado tras su llegada al C.D. Heidelberg Volkswagen, se trata de Júlia Bonet, una catalana, natural de Lleida que afronta su primera experiencia deportiva lejos de su tierra.

A sus 25 años, Júlia ha desarrollado su carrera deportiva en clubes catalanes como el CECELL, Sant Cugat, Vall D’Hebrón o Esplugues, club con el que se enfrentó al Heidelberg el pasado año en la Superliga Femenina 2.

La receptora catalana destaca por su juego ofensivo, sin olvidarnos de su gran aportación en defensa y recepción, facetas del juego en las que también suma muchísimo, cualidades, todas ellas, que le llevaron a recibir el título de MVP en 2 jornadas de la pasada temporada en la SF2.

Entre sus logros deportivos más importantes destacan el ascenso a Superliga 1 con el Sant Cugat, el subcampeonato de la Copa de la Princesa y el título de liga regular con el Vall D’Hebrón en 2020 o el tercer puesto en la última fase de ascenso a SF1 el pasado curso con el CV Esplugues.

-¿Qué te ha llevado a dejar tu casa y tu tierra y venirte hasta Canarias a emprender esta nueva aventura deportiva?

Me apetece mucho vivir esta nueva experiencia con un grupo, club, entrenador y ciudad nueva. Estoy segura de que al margen de los resultados que obtengamos, aprenderé y creceré mucho tanto a nivel deportivo como personal.

-¿Qué objetivos te marcas a nivel de equipo?

Antes de todo, hacer equipo y que nos llevemos todas genial. Una vez lo seamos, me encantaría poder estar en lo más alto de la liga regular y por lo tanto optar a jugar tanto la Copa de la Princesa como los play offs de ascenso.

-¿Qué crees que puedes aportar a un equipo que se caracteriza por su juventud?

Creo que lo que puedo aportar al equipo es experiencia, implicación con el equipo y estabilidad en el campo.