Muy ilusionante ha resultado la última jornada para nuestra sección de baloncesto, pues seis de nuestros equipos más pequeños se han puesto en acción en las categorías de minibasket.

En canasta grande resaltar que el júnior disputó dos partidos durante la pasada semana. En el primero de ellos perdió en el CB Las Palmas por un ajustado 80-76.

En el segundo alcanzó una destacada victoria con el Agüimes por 64-57.

El cadete logró imponerse en el Pabellón Miguel Solaesa al Cenobio Valerón por 74-50 en un compromiso que supieron controlar muy bien a lo largo de todas sus fases.

En las Instalaciones Pepe Armas de Siete Palmas el precadete no tuvo problemas para derrotar al Siete Palmas Blanco por un guarismo de 9-59.

En infantil masculino nuestro conjunto del año 2007 se impuso al Baloncesto Santa Brígida por 46-96 y se ratifica como líder de su grupo en el afán de clasificarse para pujar por el título de Gran Canaria.

Las infantiles, por su lado, desplegaron una gran juego para deshacerse del Gran Canaria Iberia por 64-36 y sumar dos triunfos en los tres partidos que ha jugado.

El preinfantil continúa en su buena línea y logró ganar en la pista del Loyola por 14-65. Esto hace que sume dos victorias en los dos partidos que ha jugado.

En lo referente a la canasta pequeña las primeras en saltar a las Instalaciones Pepe Armas de Siete Palmas fueron las jugadoras preminibasket, que ante el Goleta minibasket perdió por 6-57.

Este partido era muy especial para nuestras jugadoras del año 2010 porque para todas ellas era su primer compromiso oficial.

El minibasket debutó en este curso competitivo logrando el triunfo ante el CB Las Palmas por un trabajado 17-67.

El preminibasket encauzó su segundo triunfo consecutivo del recién estrenado curso liguero al vencer al Siete Palmas por 55-14.

Los que tuvieron la oportunidad de estrenarse en esta ocasión también fueron los benjamines y los tres prebenjamines. El equipo de jugadores nacidos en el año 2011 venció al Goleta por 50-33.

El prebenjamín Amarillo salió a escena superando al Canterbury A por 34-18. El Azul perdió con el Telde Basket Tara en un partido muy luchado por 42-16.

Por último, los pequeños del 2013, que defienden los intereses del equipo Rojo, nunca olvidarán su choque ante el Canterbury, ya que fue su primer partido como jugadores de baloncesto.

En este envite nuestro equipo de primero perdió por 44-8 con un bloque integrado por adversarias de mayor edad que ellos.